Remedios caseros para los mocos

20 Ene 2020
Los mejores remedios caseros y consejos contra la mucosidad y la flema acumulada.

El moco normalmente suele ser un elemento protector en nuestro cuerpo, por eso llegamos a tener mucosidad o mocos incluso cuando estamos bien. Estos nos ayudan a evitar que el área se seque o a defender a nuestro cuerpo de virus y bacterias, pero no siempre son bienvenidos.

El moco en exceso normalmente suele estar provocado por:

  • Infecciones (normalmente resfriado o gripe común)
  • Alergias.
  • Irritación de la nariz, pulmones o garganta.
  • Afecciones digestivas.
  • Fumar.
  • Enfermedades pulmonares.

¿Cómo podemos deshacernos de los mocos o la flema?

Hay muchas formas de evitar que la mucosidad y la flema invada nuestro cuerpo, de tal forma que tengamos exceso de ambos y nos cueste respirar, tragar o simplemente tener un día normal.

  1. Mantén el aire húmedo, el aire seco puede irritar tu nariz y tu garganta, provocando muchísima más mucosidad. Coloca un humificador de vapor frío y mantén tu nariz limpia.
  2. Bebe mucho líquido, con ello ayudarás a tu cuerpo a que se mantenga hidratado, haciendo que la mucosidad disminuya. Si tienes alergia, mantenerte bien hidratado te ayudará muchísimo.
  3. Usa una toallita tibia y húmeda y pongásela en la cara, la inhalación a través de un paño húmedo suele ayudar a devolver rápidmente la humedad de la nariz y la garganta, reduciendo la mucosidad y aliviando el dolor
  4. No te aguantes la tos, la tos es el remedio más natural que tiene nuestro cuerpo contra las secreciones de los pulmones y la garganta. 
  5. Evita en todo caso el alcohol y la cafeína ya que ambas sustancias conducen a la deshidratación y aumenta la flema. También evite productos químicos irritantes.

La tos nos ayudará a sacar toda la flema sobrante.

Remedios naturales que podemos usar contra mocos y flema:

La cantidad de remedios caseros que existen contra los mocos y flema son alucinantes, aunque la mayoría no suelen funcionar contra una gripe muy avanzada, en caso de gripe muy avanzada siempre debemos recurrir a nuestro médico y a un buen medicamento.

  1. Las gárgaras con agua salada sirven para calmar la garganta irritada y eliminar la mucosidad residual. Simplemente debemos usar una cucharada pequeña de sal en un vaso de agua tibia y haz gárgaras.
  2. El eucalipto suele ser un buen remedio natural y casero contra los mocos y sobretodo contra la tos. Se puede usar de varias formas, directamente a tu pecho en formato crema, con un par de gotas de aceite de eucalipto en un difusor o con un baño tibio.
  3. La miel suele ser otro remedio casero muy popular, ya que tiene propiedades antivirales y antibacterianas. Simplemente debemos consumir 1 cucharada de miel cada 3 o 4 horas. 

También se pueden usar algunos alimentos o aceites esenciales que ayudan contra la acumulación de mocos o el exceso de moco:

  • Ajo
  • Jengibre
  • Limón
  • Cayena molida
  • Bayas
  • Ginseng
  • Guayaba
  • Raíz de regaliz
  • Granada
  • Aceite de Albahaca
  • Aceite de Corteza de Canela
  • Aceite de menta
  • Aceite de Hierba de limón
  • Aciete de árbol del té

En el caso de los aceites esenciales se pueden inhalar directamente de la botella o usarse en un difusor. 

Artículos relacionados