Cómo enseñar a un perro a hacer sus necesidades fuera de casa

25 Oct 2018
En este artículo os dejaremos una sencilla guía para ayudarte a enseñar a tu mascota a hacer sus necesidades fuera de casa, ya sea un cachorro o un perro adulto

Aproximadamente uno de cada cuatro perros que son entregados a refugios por sus dueños son abandonados debido a problemas de conductas como por hacer sus necesidades en la casa, ya que no se les ha enseñado a hacer caca fuera de casa.

 

Afortunadamente, es bastante sencillo entrenar a un perro de cualquier edad sólo necesitaremos paciencia, coherencia y comprensión para enseñarle cómo tiene que hacer las cosas.

Una rutina para tu perro

Tener una rutina diaria es importante para los perros de cualquier edad, pero es especialmente importante para los perros más jóvenes. Se debe a que los cachorros no pueden aguantarse mucho el pis, ya que su vejiga sólo lo retiene durante una hora según los meses que tenga el perro. 

Por eso mismo tenemos que asociar el tiempo con el baño, haciendo así una rutina para asegurarnos que no tengamos ningún accidente en casa. Debemos sacar al perro:

  • Si es un cachorro cada hora.
  • Nada más levantarnos por la mañana.
  • Si ha comido o bebido mucho.
  • Antes de irnos a dormir

También es importante tener un lugar asignado para ir a hacer caca o pipí, así su memoria sabrá cuál es su sitio, por ejemplo si es un cachorro en un periódico al lado de su cama o si es adulto en un árbol que esté cerca de casa.

Tener un horario fijo puede ayudarnos a que nuestro perro asocie el salir con ir al baño.

Debemos recompensar

Siempre que nuestro perro haga pis fuera de casa debemos elogiarle y darle caricias dentro de los tres segundos tras hacer la conducta positiva. Es importante siempre recompensarle y elogiarle ya que los perros tienen dificultades para asociar las acciones y los elogios si ha pasado demasiado tiempo. Siempre podemos darle su juguete favorito o su chuche favorita.

Conforme ya vaya sabiendo cuando no hay que mearse y cuando sí podemos reducir la dosis de chuches, con darle una al entrar en casa sería suficiente.

Al recibir un halago el perro sabe que lo que hizo está bien y lo hará más veces.

Es muy importante que se elogie siempre, y además nunca regañarle si vuelve a tener un accidente, es normal que los perros aprendiendo vuelvan a recaer una vez o dos, así que relájese, tenga paciencia y aprende con él. 

Si el perro sigue meando dentro de casa quizá es por el olor que ha dejado, limpie bastante bien la zona donde suele hacer sus necesidades neutralizando el olor.

Quizá te interese este artículo sobre cómo educar a tu perro paso a paso.

Artículos relacionados